“El Trono Vacío” – 25/05/18

El Príncipe y la Guardiana han desaparecido a manos de un cazador inusualmente poderoso mientras el Sabbat atacaba a algunos de los antiguos más influyentes del principado. De esto hace ya algunos meses, hartos de esperar en las sombras y aprovechando una inesperada calma por parte del Sabbat, la Senescal Manuela Malasaña ha convocado a todos los vástagos de la zona para afianzar la presencia de la Torre de Marfil y el cumplimiento de las Tradiciones.

 

RESUMEN DE LO SUCEDIDO

Parla, 25 de mayo de 2018

Tras la desaparición del Príncipe Rafael Alcázar y la guardiana del Elíseo Abigail, los vástagos de la ciudad han pasado tratando de defenderse los últimos meses. La situación es crítica, el Sabbat está realizado ataques selectivos, generando caos, destruyendo refugios y matando a muchos de los vampiros de la ciudad.

En medio de esta situación los pocos vástagos que quedan se reúnen en el Elíseo para ver cómo actuar. El miedo entre ellos está latente, además, por si fuera poco Lobo llega con una serie de vampiros nuevos que parece han llegado a la ciudad y que deben de someterse al Decreto Malasaña, por el cual todo sangre débil que no pruebe su valía a la ciudad será exterminado.

Sin la presencia de la Senescal, están los vástagos comentando cómo pasan sus días cuando la puerta del Elíseo se rompe apareciendo Álvaro Guerra, quien había sido acusado de traición, buscando al Príncipe, su amigo y mentor. Lobo le frena, y en ese momento se entera de que ha sido acusado de traición. Álvaro alega que él estaba en una misión especial al que le habían enviado para investigar asentamientos Sabbat, y Manuela dice que si el Príncipe había hecho eso seguro que estaría en alguna parte escrito. Sin más la Senescal se va a buscar la confirmación o no de dicha información, mientras el resto de vástagos tratan de descubrir si la historia de Guerra es real o no.

Además Guerra, había llegado con dos vástagos nuevos, que son informados del decreto que les atañe y que empiezan a moverse para probar que su estancia en Parla será beneficiosa… este grupo además relata que han sido atacados por Garou cuando venían hacia la ciudad.

Eloísa encuentra brechas en las defensas y decide tomar cartas para poner todo a buen recaudo. Mientras, llega una carta al Elíseo… al abrirla la Azote se encuentra con una amenaza y lo que parecen ser las cenizas de Abigail. Albert Newgate toca la carta, y el malkavian acaba teniendo una visión dónde deja claro a los vástagos, que Rafael está preso en un pueblo llamado Taramundi, muy lejano a Parla.

Malasaña llega con la prueba que exculpa a Guerra de su traición y ambos se enteran del destino de Abigail y de Rafael. Los vástagos discuten la posibilidad de ir a buscar al Príncipe, pero sólo Álvaro Guerra parece estar dispuesto a ir sin más a rescatar a su amigo. Finalmente, teniendo en cuenta la situación de pre-guerra en la ciudad, los vampiros deciden que es demasiado arriesgado ir en busca de Rafael, y le dejan condenado a su suerte.

Llega el gangrel Dante, quien confirma que ha sido atacado por unos Garou y que ha escapado a duras penas, lo que genera mucho miedo también ante la posibilidad de estar enfrentándose a dos amenazas en vez de una.

Reunidos con Malasaña, los vástagos comienzan a planear cómo organizarse para la defensa. Eloísa se postula como Sheriff, alegando que lleva encargándose de la defensa de la ciudad tiempo y que Harapos está desaparecido. Malasaña le pide paciencia, si en tres semanas Harapos no aparece será declarado como traidor y ella asumirá el cargo de Sheriff oficialmente, mientras queda como Sheriff en funciones.

Lobo, quien había sido vinculado a Harapos y nombrado Azote a la fuerza, decide convocar un griterío para ser nombrado Primogénito Brujah y así librarse del cargo. Logra su propósito de obtener el cargo, pero la Senescal le informa que nos son cargos excluyentes y que por tanto le tocará compaginar ambos cargos.

Los vástagos recién llegados prueban su valía, y tanto el Primogénito Ventrue como ella indican sabiamente que no está la ciudad como para rechazar vástagos tal y cómo está la situación. Los recién llegados son puestos a cargo de investigar las posibles amenazas.

Con sensación de inseguridad y sabiendo que tienen que reorganizarse, los vampiros de Parla quedan en informarse y reunirse nuevamente pronto para ver qué hacer.

Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivadas 4.0 Internacional.